Respirar es tu fuente de vida, regenera tu cuerpo

No somos solo materia somos energía vibrante en continuo movimiento, la energía nos da el ánima para poder vivir, en el momento que ya no haya energía, no hay movimiento y trascendemos dejando este cuerpo, lo que la mayoría denomina muerte.

El ser humano como todos los demás seres está compuesto de elementos orgánicos como inorgánicos, los orgánicos son todos aquellos que con la acción del agua pueden cumplir una gran cantidad de reacciones de tipo bio-químico, las inorgánicas no realizan estas reacciones. 

La unión del óvulo y el espermatozoide generan una gran explosión energética, donde cada célula aporta una carga cromosómica que en suma total permiten la formación de un nuevo ser, desde el momento de la unión, se generan trillones de células, algunas solo se producen hasta el nacimiento y no continúan su generación como es el caso del sistema nervioso, otras por el contrario se regeneran constantemente en diversos tiempos como la piel cada 28 días, los huesos cada 4ª  6 meses, los músculos cada 3 meses, etc.

Por ello  estamos en una regeneración constante.

Nacemos con una determinada cantidad de energía que se va a ir consumiendo en el transcurso de nuestra vida, de ahí lo importante que sepamos utilizarla, porque una vez se agota, nuestra existencia en este plano termina.

Pero también hay formas de obtener energía para tratar de ahorrar nuestra energía vital, estas son las energías nutricias que son formadas por la que recibimos de nuestra alimentación y de la respiración.

Por ello debes preguntarte:

  1.  Que tal es la calidad de alimentación que consumo? ¿te da buena energía para que todo tu sistema esté en equilibrio?
  2. Que tal es tu respiración?, ¿sabes respirar para obtener el mejor beneficio de la misma?

Voy a centrarme en este artículo a la respiración.

La respiración es un acto muy importante de nuestro cuerpo, está regulada por un centro nervioso a nivel del bulbo raquídeo que pertenece al sistema nervioso central.

Esta es de forma involuntaria es decir no puedes controlar el que funcione o no, puedes regular en cierta forma el ritmo o frecuencia en ciertos momentos pero el sistema nervioso es la que la controla de acuerdo a la necesidad del cuerpo es decir:

  • En momentos de estrés como el ejercicio físico, el miedo, esta se aumenta.
  • En momentos de relajación, el dormir esta frecuencia disminuye.

La respiración tiene como fin primordial realizar el intercambio gaseoso de nuestro cuerpo con el medio ambiente básicamente el oxigeno (O2) y el dióxido de carbono (CO2), sin embargo hay otros gases y agua que se intercambian con el medio ambiente.

La respiración consta de 4 fases:

  1. Inspiración: que es la toma del aire.
  2. Pausa
  3. Espiración: es la exhalación o eliminación del aire.
  4. Pausa.

La respiración debe manejarse con estos 4 ciclos, pero, con nuestra vida moderna la hemos vuelto en dos ciclos: inspiración y espiración, quitando las pausas o en su defecto haciéndolas muy cortas.

Las pausas son sumamente importantes porque es en este preciso momento donde se realiza el intercambio de nutrientes y desechos que no necesitamos.

 El pulmón es el maestro energético de nuestro cuerpo, el se encarga de controlar organizar y distribuir la energía que se obtiene de la respiración.

Por ello si nuevamente re-aprendes a respirar como cuando eras un niño todo tu sistema emocional, mental y corporal mejorará.  Sin mencionar el sexual, ya que la energía sexual se maneja a través de la respiración, que es un principio del tantra yoga.

Pero como se maneja la respiración:

Simple, mientras lo tornas un hábito en tu vida y lo incorporas desde la forma consciente a tu inconsciente has los siguientes ejercicio:

  1. Ubícate en un sitio donde no te molesten por lo menos unos 10 minutos, lo más tranquilo posible.
  2. Cierra tus ojos y presta atención a tu respiración, vas a tomar aire lentamente, contando hasta 4.
  3. Haces una pausa, contando hasta 4.
  4. Exhalas lentamente contando hasta 4.
  5. Haces una pausa contando hasta 4
  6. Y nuevamente inicia el ciclo.

Es posible que al inicio tengas algo de ansiedad, porque obviamente cambiaste el ritmo de tu respiración, pero a medida que sigues los ciclos sentirás que poco a poco te relajas.

Inicia por unos 5 minutos y hazlo las veces que quieras.

Una vez domines esto, hazlo con los ojos abiertos, consciente de la respiración y de lo que estás haciendo, de esta forma lo vas incorporando en tu vida diaria y en tu subconsciente.

Progresivamente puedes incrementar el tiempo, es decir de 4 pasar a 8, luego a 12, a 16, etc.  

Beneficios:

  1. Te relajará mental, emocional y físicamente.
  2. Harás un intercambio de nutrientes y desechos más adecuado de tu cuerpo, esto permitirá nutrir mejor tus células.
  3. Aprovecharás y tendrás mayor energía nutritiva sin emplear la energía vital prolongando de esta forma con mejor calidad tu existir.
  4. Tendrás mejor salud.
  5. Estarás más activo, controlarás el dolor que puedas tener en tu cuerpo.

Cuando tu controlas la respiración puedes hacer magia en tu cuerpo por que si combinas la visualización de la energía es decir si te la imaginas con un color ejemplo el blanco y la llevas a través de la respiración a un órgano y la depositas allí, el órgano se nutre, se regenera, por que es energía… cosas que los médicos occidentales no creemos.

 Pero cuando nos adentramos en la bio-energética, entendemos y comprendemos que todo es energía y la forma de actuar es distinta.

Los chinos llaman a la energía T´chi, esta energía se manifiesta de diversas formas, y especialidades la hay defensiva, nutricia, vital, mental, etc, es una sola pero según como actúe así es su nombre.

El Tai T´chi, es una forma de manejar la energía a través de los movimientos corporales y la respiración, se logra obtener tanta fortaleza física que es posible romper objetos sólidos como barras de hierro, ladrillos, doblar lanzas por la concentración del T´chi en diversas partes de nuestro cuerpo.

Obviamente que con un entrenamiento y manejo especial, sin embargo este principio se aplica también a la salud, manejo mi respiración y ejercicios corporales para tener una excelente salud. 

Te invito a que re-evalúes como es tu respiración, como utilizas tu energía, en que la consumes en que la guardas, te has preguntado como quieres verte en 5 o 10 años,  como vas a estar en tu salud.   Ahora es el momento de cambiar, de mejorar y sentirte mejor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
Hola, soy Edilsa, en que puedo asesorarte.